16 junio, 2024

Compartir

Avanza la investigación para promover tomografía computada con conteo de fotones

Canon Medical Systems Corporation trabaja en la investigación clínica para promover la aplicación práctica de Photon Counting Computed tomography (PCCT).

La investigación conjunta sobre PCCT con el Centro Nacional de Investigación Oncológica Exploratoria y Ensayos Clínicos del Centro Nacional del Cáncer y el Hospital East -ambos emplazados en Japón- comenzó en abril de 2023 con el objetivo de reunir y verificar una amplia variedad de evidencia clínica.

Para acelerar y ampliar la investigación sobre esta nueva y prometedora tecnología, Canon Medical estableció acuerdos con el Centro Médico de la Universidad de Radboud (Países Bajos) y con la Universidad de Hiroshima (Japón) destinados a encarar una investigación clínica conjunta utilizando escáneres PCCT fabricados por Canon Medical. En el futuro, la compañía participará activamente en investigaciones conjuntas con instituciones médicas de todo el mundo para acelerar el desarrollo y la aplicación clínica de la tecnología PCCT.

La evaluación clínica comenzará a principios de 2024 con la mira puesta en la rápida aplicación comercial de PCCT.

Un escáner PCCT es un sistema de diagnóstico por imágenes que incorpora un detector de próxima generación (detector de conteo de fotones) que puede medir la energía de fotones de rayos X individuales, lo que no es posible en la Tomografía Computada (TC) convencional. En comparación con la TC convencional, la PCCT puede identificar con mayor precisión la composición de diversos materiales y también se espera que mejore la exactitud del diagnóstico al proporcionar imágenes que respaldan un análisis cuantitativo más preciso.

Además, la mayor resolución de la PCCT debería mejorar la detectabilidad de las lesiones en comparación con la TC convencional, incluso con dosis de exposición mucho más bajas. Gracias a sus excelentes capacidades de obtención de imágenes, se espera que la PCCT se convierta en una técnica de imágenes por TC de próxima generación con el potencial de ofrecer un valor clínico excepcional cuando entre en funcionamiento en centros sanitarios de todo el mundo.

Según el profesor Mathias Prokop, presidente del Departamento de Imágenes Médicas de RadboudUMC, “la técnica puede optimizar la calidad de la imagen de TC, con mejor contraste, mayor resolución o menores requisitos de dosis de radiación, pero creo que su verdadero potencial reside en ampliar los límites de la TC, pasando de ser una herramienta de diagnóstico morfológico a una herramienta más funcional. Esto nos permitirá proporcionar diagnósticos más rápidos y precisos y una mejor predicción de resultados, especialmente para pacientes con problemas cardíacos y oncológicos”.

Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *