27 febrero, 2024

Freno

Brusleas (Bélgica) detuvo el despliegue de 5G por considerar que su desarrollo puede traer efectos nocivos sobre la salud. Una vez más los negocios se mezclan con el impacto al medioambiente y a la salud de la población global. Y la postura de Bruselas puede atribuirse a un intento por detener el avance de China (en guerra comercial con Estados Unidos) en nuevas tecnologías como 5G e Inteligencia Artificial; o bien a una genuina preocupación por conocer mejor los potenciales peligros del despliegue de esta nueva tecnología para los seres humanos y el medioambiente.